13.2 C
Buenos Aires
viernes, julio 19, 2024
spot_img

“Ma, nos tenemos que mudar”: las frustradas vacaciones de una adolescente asaltada en Morón

Tiene 12 años y salía de su casa para irse con la familia de una excompañera de escuela a parar unos días a Monte Hermoso, pero dos motochorros tenían otros planes: en el amanecer les robaron el auto con todas las pertenencias arriba. Una semana antes, su papá y su mamá habían sido víctimas de un violento asalto en el comercio que tienen.

Una adolescente de apenas 12 años que se preparaba para disfrutar de unos días de mini vacaciones con la familia de una amiga fue víctima de un violento robo a manos de motochorros en la puerta de su casa de la calle Charcas al 900, entre Borges y Castaño, en Morón.

La menor salía de su vivienda en el amanecer de ayer jueves cuando los delincuentes abordaron al papá y la mamá de su excompañera a punta de pistola mientras terminaban de cargar la valija en el auto.

“Eran dos tipos armados a bordo de una moto, pasó todo en pocos segundos. Mi hija es la que se ve en el video bajar con las manos en alto y sólo atinó a abrazarse con su amiga”, contó Gabriela, la madre de la protagonista involuntaria de esta historia, en conversación con Primer Plano Online.

Les llevaron las cosas que habían preparado para el viaje: ropa, calzado, dos computadoras, celulares, dinero y el auto, que estaba cargado. “Mi hija tenía cosas para estudiar, porque está en primer año del Secundario y se llevaba carpetas y sus apuntes. Ni siquiera fueron capaces de descartar eso, que no les sirve para nada”, agregó Gabriela.

Que su hija haya bajado con los brazos en alto no fue casualidad. Una semana antes, la familia sufrió otro asalto a mano armada en la hamburguesería que posee en el centro de Morón, calle Belgrano al 400. Ahí delincuentes ingresaron armados y con sus rostros tapados e hicieron tirar al suelo a los empleados. Se fueron con dinero en efectivo, celulares y la campera de una de las chicas que trabaja allí.

Con ambos casos, la nena le hizo a su mamá un pedido que duele de sólo leerlo. “Ma, nos tenemos que mudar”, le expresó frustrada por la imposibilidad de viajar. A la dueña del auto, encima, mientras realizaba la denuncia la llamaban por teléfono para contarle que tenían el rodado para extorsionarla: si pagaba 200 mil pesos se lo devolvían.

Lo más visto

Artículos destacados

¿Lo leíste?

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img