18.3 C
Buenos Aires
viernes, junio 14, 2024
spot_img

Mayra Arena pidió terminar con el discurso que romantiza el delito

La analista política y especialista en consumo masivo reclamó al peronismo “aflojar con la culpa cristiana” y “empezar a bancar al que hace las cosas bien”, que no es otra cosa que la gente en los barrios que sufre robos de madrugada en la parada del colectivo, entre otros ejemplos.

Una voz en la campaña electoral interpela al peronismo nucleado en la coalición oficialista Unión por la Patria. Es la de Mayra Arena, analista política y consultora de consumo masivo que hace algunos años saltó a la fama con una charla Ted titulada “¿Qué tienen los pobres en la cabeza?”, que rápidamente se convirtió en viral.

La especialista nació y creció en uno de los barrios más pobres del sur de Buenos Aires, más concretamente en Bahía Blanca, y ya de adulta se radicó en Tres de Febrero, en donde se formó en la universidad de ese distrito. Desde esa experiencia sus ideas y pensamientos van ganando terreno en los medios de comunicación, a donde suele ser convocada para hablar sobre fenómenos vinculados sobre todo a los sectores más vulnerables.

Quizá por eso sus reflexiones en torno al combate contra el delito sonaron tan fuerte anoche, cuando en una entrevista con C5N pidió terminar con la romantización de quienes salen a delinquir. Su mensaje estuvo apuntado sobre todo al oficialismo frente al discurso opositor que toma la seguridad como una de las naves insignias de la campaña proselitista.

“Nos debemos un debate serio por dos cosas. Primero, la prevención, tratar de que pase lo menos posible en un país donde, como en todos los países, siempre vas a tener un poquito de criminalidad. Y después, por otro lado, trabajar en que no es ser un villano decir que es lo mismo criminalizar que no o que es lo mismo cometer un delito que no”, se sinceró Arena.

Y ahondó sobre esa noción. “Lo que más genera dolor en aquel que espera el colectivo a las seis de la mañana para cobrar 70, 80 lucas por mes, es que él tampoco tiene otra opción. Entonces, si vos le caés con el discurso de, bueno, el que salió a robar no tenía otra opción, es ridículo, porque él tampoco la tiene”.

Por eso, Arena reclamó a la dirigencia “aflojar un poquito ahí con la culpa cristiana y empezar bancar al que hace las cosas bien”.

Lo más visto

Artículos destacados

¿Lo leíste?

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img