18.8 C
Buenos Aires
sábado, junio 15, 2024
spot_img

La crítica de Berni a los intendentes por el fracaso al reclutar personal para la Policía

“Hay que mirar cuestiones mucho más profundas que el simple anuncio de si necesitamos más policías”, describió el ministro de Seguridad bonaerense a propósito de la falta de efectivos para mejorar el patrullaje en las calles. ¿Será que ya no interesa ni como salida laboral?

El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, cuestionó que intendentes de diversas extracciones políticas haya fracasado en el pedido para reclutar jóvenes para sumarse a la Policía. En rigor, dejó entrever un fenómeno que preocupa mirando al futuro: ¿será que ya no interesa sumarse a la fuerza ni siquiera como una salida laboral?

“Durante la gestión anterior, Vidal entregó la Policía con 5.000 efectivos menos de los que recibió. Nosotros lo vamos a entregar con 20.000 más de lo que lo recibimos. Hicimos un esfuerzo increíble”, señaló el funcionario en conversación con Radio con Vos. Sin embargo, y con el horizonte a la vista, dejó entrever un fenómeno preocupante.

“Para que se comprenda la dificultad de los recursos humanos policiales en la provincia de Buenos Aires: el gobernador de la provincia de Buenos Aires autorizó de manera histórica el ingreso de 20.000 cadetes. Nos reunimos con todos los intendentes del conurbano y le pedimos que se encargaran del reclutamiento, y les garantizamos que esos reclutamientos iban a quedar en sus localidades”, reveló el ministro.

“Hay distritos donde tenían que reclutar 1.500, 1.000, 800 policías, que es una barbaridad. Ningún intendente del conurbano bonaerense pudo cumplimentar ese cupo. Fíjese que hay que mirar cuestiones mucho más profundas que el simple anuncio de si necesitamos más policías”, reflexionó Berni.

¿Por qué fracasó ese reclutamiento? Por múltiples factores. Cierto es que el avance de la tecnología hizo irrumpir en el escenario nuevos empleos y formas de ganarse la vida, que son herramientas que muchas personas jóvenes tienen a mano, cuando quizá años atrás ingresar a la fuerza era considerado como una salida laboral, tal vez la única.

Hay muchas variables para analizar el fenómeno. Un ejemplo básico: no hay diferencia económica entre lo que puede ganar un repartidor de cualquier aplicación con el ingreso salarial de un agente policial, más allá de los derechos laborales adquiridos, que en un caso existen y en otro son nulos. Eso, sumado al cambio de época en donde todo es un presente continuo frente a la vertiginosidad de los cambios.

¿Cómo hará la Policía para reinventarse en este contexto y sumar personal si la mayoría de la juventud piensa en otra salida? Es uno de los grandes desafíos de la política, porque la seguridad sigue siendo la principal demanda ciudadana.

Lo más visto

Artículos destacados

¿Lo leíste?

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img