17.4 C
Buenos Aires
sábado, abril 13, 2024
spot_img

El escándalo del gremio SOEME y su impacto en la región: hay al menos 60 trabajadores que aseguran fueron estafados

“Al ‘Gordo’ no lo toca nadie”. El ‘Gordo’ era Marcelo Balcedo, el ex titular del gremio SOEME (auxiliares de escuelas) que permanece detenido en Uruguay a la espera de ser extraditado a la Argentina por múltiples causas de corrupción y lavado de dinero.

Esa fue la respuesta que recibió el abogado Eduardo Sebastián Alesci, representante legal de Víctor Hugo Rodríguez Rosa, uno de los 60 estafados en Ituzaingó por el mencionado sindicato con el descuento compulsivo de una parte de su salario en concepto de un préstamo que nunca había sacado. Al menos eran 100 pesos mensuales de un empréstito inventado, al que ni él ni ninguno de los otros damnificados accedió jamás. Pero lo peor es que tampoco lo solicitó.

La causa por ese descuento trucho se inició en 2014, y ahí fue que tanto el denunciante como su apoderado legal recibieron ese comentario. Fue de boca de uno de los responsables de la Dirección General de Cultura y Educación provincial, aunque no estaba sólo quien lo expresó. En rigor, la causa judicial, iniciada en una de las UFI descentralizadas de Ituzaingó, tampoco tuvo avances más que una declaración testimonial.

Informe SOEME
Víctor Hugo Rodríguez Rosa, ex delegado gremial del SOEME, impulsó la nueva denuncia contra el gremio

Es que cuando la funcionaria judicial libró los oficios respectivos y recibió como respuesta de la autoridad gubernamental que ese dinero era retenido en concepto de aportes sindicales, la causa fue quedando de a poco sin movimiento. Y así fue hasta el 4 de enero, cuando el juez federal de La Plata Ernesto Kreplac ordenó detener a Balcedo en su mansión de Punta del Este y se reactivaron todas las denuncias en contra del ingeniero, quien también es propietario del Diario Hoy, de La Plata, y de la radio La Red 92 de la capital provincial. El juzgado platense pidió la reapertura de la causa que ya estaba archivada en la fiscalía de Ituzaingó por inexistencia de delito.

El denunciante Víctor Hugo Rodríguez Rosa ya está jubilado, y fue a declarar tres veces al juzgado de Kreplac. La demanda fue por retenciones indebidas y estafas reiteradas, y forma parte de la mega investigación en contra del sindicalista devenido en empresario. Hay una cantidad de casos similares en San Justo y en Morón, pero todavía los damnificados no se animan a expresarlo en público. Quizá una auditoría exhaustiva del gremio les pueda dar la razón sin necesidad de tener que denunciarlo.

Lo más impactante de todo es que, hasta el momento de la detención de Balcedo y su esposa Paola Fiege en Uruguay, los descuentos y las afiliaciones compulsivas seguían siendo moneda corriente entre los trabajadores de las escuelas, cuyos salarios rondan los 8 mil pesos.

Lo más visto

Artículos destacados

¿Lo leíste?

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img