6 C
Buenos Aires
martes, junio 25, 2024
spot_img

Dudas sobre la continuidad de Sandra Pettovello: la ministra acopiadora en la mira por el escándalo

La justicia ordenó ayer una revisión de los depósitos de Villa Martelli en los que el Ministerio de Capital Humano guarda los alimentos retenidos. La denuncia impulsada contra el eyectado Pablo De la Torre complica el armado político libertario en territorio bonaerense. Todo en un contexto de caída económica en donde hasta los propios advierten sobre el rumbo.

¿Cae Sandra Pettovello? La ministra acopiadora, que volvió a estar en el centro de la escena por el escándalo que derivó en la eyección del cargo del exsecretario de Niñez e Infancia Pablo De la Torre, podría tener las horas contadas en el Gobierno de Javier Milei.

Pese a que el propio Presidente la respaldó públicamente y la definió como “la mejor ministra en el área social sin lugar a dudas desde el regreso de la democracia”, el clima de tensión interna que se conoció en los últimos días encendieron las alarmas en las máximas esferas del poder.

Y, lejos de amortiguarse, las luces encandilan ese mega ministerio pensado por la administración libertaria. El escándalo de corrupción en las formas de contratación de personal y el despropósito de poner al borde del vencimiento artículos esenciales como leche en polvo no hacen otra cosa que dejar en evidencia que a Pettovello o la superan la cantidad de funciones que sumó o no está capacitada para su desempeño.

Ayer, el juez federal Sebastián Casanello ordenó el allanamiento de los galpones del ministerio de Capital Humano que se ubican en Villa Martelli, donde la cartera tiene almacenados productos para los comedores. El operativo fue consecuencia del pedido de la fiscal Paloma Ochoa, de la Fiscalía Federal N° 10, y buscó que el personal policial pueda “constatar lo informado por el Ministerio de Capital Humano de la Nación en cuanto al tipo de producto, marca, lote y cantidad de alimentos y sus respectivas fechas de ingreso y vencimiento”.

A su vez, la medida dispuesta por Casanello tuvo como objetivo que “se pueda identificar, si es que está determinado, el destino de la mercadería; obtener información respecto a toda otra mercadería que se encuentra allí y si existe un “libro de registros o novedades, se aporte para su correcta preservación”. También que “se registre en video y en fotos las instalaciones y el estado actual” de los alimentos almacenados.

“A raíz de una información recibida sobre el estado y fechas de vencimiento de determinados productos adquiridos por el Gobierno anterior (los cuales se encuentran en los galpones de Villa Martelli y de Tafi Viejo en la provincia de Tucumán), ha llevado a cabo una auditoría y ha decidido limitar las competencias de los funcionarios y empleados responsables que, por mal desempeño de sus tareas, no han realizado un control permanente de stock y de vencimiento de mercadería”, comunicó oficialmente la cartera nacional cuando informó la novedad del despido de los funcionarios salientes.

Asimismo, desde el Ministerio consignaron que pusieron en marcha “un protocolo para la entrega inmediata de los alimentos de próximo vencimiento por medio del Ejército Argentino para garantizar una logística rápida y eficiente”. Particularmente, se trata de miles de kilos de leche en polvo que tienen vencimiento en julio venidero.

Pablo De la Torre, denunciado por Pettovello directamente por actos de corrupción, esgrimió una curiosa defensa en la red social X. “Tengo la conciencia y las manos limpias. Me enorgullece haber dado junto a la ministra Petovello (sic, por más que se escribe con doble t) la batalla contra los gerentes de la pobreza. No me voy a dejar amedrentar por los Kirchneristas infiltrados en el gobierno. Muerto antes que sucio”, posteó.

Es decir, en su afán por despegarse del escándalo acusó a sectores de la administración pasada por la filtración de información. Raro, pero así lo expuso. ¿Será para intentar salvar la alianza electoral y política que su hermano Joaquín traza con La Libertad Avanza en territorio bonaerense, en cuya Legislatura conformó una bancada filo libertaria?

ESCUCHAR EL VIENTO

En medio del escándalo hay voces que claramente son afines a las ideas de la libertad que le empiezan a reclamar al Gobierno de Javier Milei que escuche hacia dónde va el viento. “Es un momento complejo de la Argentina, donde la preocupación se ubica en otro lado y surge una nueva palabra que desplaza a la inflación: el desempleo”, contó el periodista Pablo Rossi en el canal La Nación+.

Después de contar una anécdota que ocurrió en su familia, en donde su hijo compartió la angustia de un compañero cuya mamá se quedó sin trabajo porque la empresa en la que desempeñaba funciones cerró (una Pyme dedicada a importación de artículos para el riego en Pilar), la mesa de comunicadores reflexionó sobre la abrupta caída de la actividad económica que desde las altas esferas del poder parecen obviar.

La palabra que viene este próximo semestre es desocupación, desempleo. Hasta ahora veníamos con inseguridad, inflación, pero lo que viene creciendo es esa palabra. Las encuestas están marcando que el miedo a la inflación se está mudando hacia el temor por el desempleo. Si esto pasa en sectores medios, medios altos, medios bajos, la asistencia social es fundamental”, le reclamaron al Gobierno.

Son usinas de pensamiento amigables con la administración libertaria que ya se despegan de las políticas de ajuste por sus implicancias en la vida cotidiana.

Lo más visto

Artículos destacados

¿Lo leíste?

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img